ROTURA DE LIGAMENTO COLATERAL CUBITAL

También conocida como lesión del pulgar del esquiador, la lesión del ligamento colateral cubital del pulgar es frecuente en deportistas y en accidentes laborales. Se conoce como la lesión del esquiador porque suele darse con frecuencia en la práctica de este deporte.

Al caerse el esquiador y debido a la fuerza que ejerce el palo del esquí sobre el pulgar, esta lesión se produce tras presentarse una fuerza brusca y repentina en abducción aplicada sobre el pulgar generalmente en hiperextensión.

La lesión del ligamento colateral cubital también se produce en otros deportes: fútbol americano, baloncesto, porteros, artes marciales y en “breakdancers”.

La anodina clínica, que generalmente se confunde con un simple esguince, no se corresponde con la magnitud de las secuelas que puede dejar un tratamiento incorrecto.

La lesión del Ligamiento Colateral Cubital del pulgar altera la estabilidad articular y dificulta la capacidad de realizar pinza con los demás dedos. La falta de estabilidad en esta articulación impide realizar gestos como el de abrir un pote de conserva, coger un vaso, una llave, etc.

La rigidez e inestabilidad evoluciona al final a una artrosis y dificulta las funciones de presa y pinza de la mano. 

El diagnóstico precoz y el tratamiento correcto suele ser conservador con inmovilización del pulgar, durante un periodo no mínimo de tres semanas, a menos que haya una ruptura completa. En este caso se deberá realizar un tratamiento quirúrgico para restablecer la pinza.

Pide Cita